SHU UEMURA

Japón funde magistralmente su espíritu más ancestral conservando las tradiciones milenarias, con su ambición por la modernidad y la vanguardia.

Un crisol único en el mundo, que hace de este país, en el que nace el creador, un marco incomparable para dar rienda suelta a la imaginación.